Recuerdo la hemeroteca antigua, amarillo oscuro, un espacio amplio, con mesas cafés y alfombra. Recuerdo en especial el día en que mis amigas y yo a la edad de
14 años fuimos a consultar las páginas de los periódicos del 10 de abril de 1948 para descubrir lo que sucedió el día anterior en Bogotá. Ese día descubrimos el pasado guardado en inmensos libros azules hechos de periódico. Recuerdo que también solicité el periódico del día en que nací y fue emocionante pensar que todas esas cosas sucedían mientras yo estaba naciendo.

Anuncios